Unos de los adjetivos, de los muchos, que se pueden decir de Canadá es: grande. Y ese adjetivo se le puede aplicar a cada elemento del país y en este caso lo vamos a aplicar a un centro comercial.